ACTÚA, APOYA, DENUNCIA
728-x-906
Posted inEl Cuarto Propio

Sorora pero no pendeja

Hablar de Sororidad sí requiere un alto grado de reflexión y ya nos lo puso esta semana en la mira de la opinión pública la canción de Shakira y BZRP en Sesión #53, en donde una mujer qué ha sido engañada, traicionada y humillada se le exige quedarse callada y no hablar sobre dicha infidelidad.

Más allá de lo que esta canción nos esté provocando, entre dimes y diretes de lo qué es correcto para una mujer y lo qué no, lo importante es tener un espacio de reflexión para detenernos a desmenuzar un poco en la lupa violeta el fenómeno que está ocurriendo.

Primero y como lo citaba en días pasados Mafe Cardona, la Sororidad no puede convertirse en un término esencialista y sin sentido que debamos aplicar a diestra y siniestra a todas las mujeres por el hecho de ser mujeres, el mundo rosa y de fantasía no es para nosotras, somos más que una utopía, reconozcámonos como seres humanos con sentimientos, rencores, enojos, las mujeres también podemos hacer daño.

Al exigir sororidad a una mujer solo por serlo, se nos niega la legitima rabia, y se nos impone un estereotipo de mujer perfecta y comprensiva, recordándonos que “calladitas nos vemos más bonitas”, se nos impone que no podemos cuestionar las acciones de la otra y se nos olvida que las mujeres también sabemos ejercer violencia y traición, no somos la imagen inmaculada que la sociedad quiere.

Dejemos de creer también que todo lo que produce una mujer es feminista, y en ese mismo feminismo recordemos que hay muchas voces, muchas aristas, un feminismo rizomático que converge con otros y se escucha y a la vez se cuestiona, aplicar la sororidad con una vara moral es aplicar una sororidad patriarcal, en donde no tenemos derecho a sentir indignación ni rabia hacia las mujeres que nos lastiman intencionalmente, dejemos de creer que las mujeres somos los seres más puros y buenos del planeta, somos humanas con todo lo que esto conlleva.

Recuerden hermanas, sororas pero no pendejas.

Hot Sale Estrella Roja