En un incidente ocurrido en el CBTis 103 de Ciudad Madero, Tamaulipas, una maestra decidió enfrentar el ciberbullying de una alumna, llevando la situación a la luz pública.

El incidente, que tuvo lugar en 2013, sigue resonando once años después, cuando la profesora, afectada por insultos en Twitter, decidió confrontar a la estudiante implicada y grabar el episodio.

La docente, expuso a la joven de nombre Marina en un video que posteriormente compartió.

En la grabación, se puede observar cómo la maestra reprende a dos de sus estudiantes frente a sus compañeros, señalando específicamente a Marina por haberla insultado a través de la plataforma de redes sociales.

Durante una de sus clases, la maestra abordó el tema del ciberbullying, resaltando los efectos negativos que estas agresiones pueden tener en la vida de las personas.

El momento de confrontación fue registrado por otros estudiantes, siguiendo la petición de la maestra, quien buscaba crear evidencia de la disculpa de Marina.

El video, subido a Internet, ha trascendido a lo largo de los años, generando debates sobre la responsabilidad de exponer casos de ciberbullying de esta manera.

Este incidente pone de manifiesto la complejidad de abordar el ciberbullying en el entorno educativo y plantea interrogantes sobre los límites éticos de hacer públicas estas confrontaciones.

Aunque el suceso ocurrió en 2013, su impacto perdura, sirviendo como un recordatorio de los desafíos que enfrentan los educadores y estudiantes en la era digital.

TE PUEDE INTERESAR:

Bono Bus BUAP